Ejercicios para dolor de cuello

Los ejercicios para dolor de cuello son muy necesarios ya que tratamos con una afección padecida por muchas personas alrededor del mundo, dada la vida diaria que llevan, sea por trabajos que requieran de muchas horas de estar en una misma postura o por mantenerla al hacer actividades diarias no necesariamente laborales como conducir, leer o estar frente a la computadora.

ejercicios para dolor de cuello

Un dolor de cuello puede ser crónico si es padecido de forma constante, de tal forma se convierte en un dolor resistente a los medicamentos que nos pudieran recetar para tratarlo. Por si fuera poco, hay que tener en cuenta que, algunos medicamentos para el dolor no pueden tomarse por largos períodos de tiempo, porque afectan otros órganos cómo el hígado, en el caso de paracetamol o el Atamel, provocándonos padecimientos aún mas graves por los efectos secundarios generados por un consumo prolongado de dichos medicamentos.

Por esto es recomendable alternar los medicamentos con la realización de algunos ejercicios que pueden ayudar a relajar los músculos del cuello, lo que influye de manera positiva en el dolor de cuello, aliviándolo o calmándolo definitivamente.

Ejercicios para dolor de cuello isotónicos

Antes de iniciar cualquier rutina debes estar seguro que su origen es muscular y no una hernia discal u otra enfermedad que puedas empeorar.

Si el médico te ha asegurado que tu dolor de cuello es muscular entonces puedes realizar los siguientes ejercicios sin ningún inconveniente y lograrás una mejoría notable.

El primer ejercicio que debes realizar es girar lentamente la cabeza hacia la derecha, aguardar tres minutos y girarla hacia el otro lado. Debes repetir este movimiento al menos cinco veces, luego, deja caer el mentón sobre el pecho y mantén la posición tres segundos, luego levanta lentamente la cabeza, esto debes repetirlo cinco veces.

Luego debes dejar la cabeza, primero hacia un lado, aguardar uno segundos y luego hacia el otro lado, repetir esto cinco veces también.

Otro movimiento que alivia el dolor de cuello es mover la cabeza en forma de círculo, primero debemos girar hacia un lado y luego hacia el otro, cinco veces por lado. Este ejercicio hace que los músculos del cuello se relajen.

Ejercicios para dolor de cuello isométricos

Están basados en ejercer presión en el cuello, lo que puede fortalecer los músculos, aliviando las molestias que causadas por el dolor, ya que la debilidad de los músculos es la principal causa de los dolores de cuello.

Para empezar debemos colocar una mano en la frente, ejerciendo un poco de presión, al mismo tiempo que se hace el intento de empujar la cabeza hacia el frente. Son recomendables de tres a cinco repeticiones. Repetimos ejerciendo presión en la parte de atrás de la cabeza, y tratamos de llevar la cabeza hacia atrás. Se deben hacer las mismas repeticiones.

Este ejercicio se debe hacer hacia los lados ejerciendo la misma resistencia, debes hacerlos cada día para poder sentir como los músculos se estiran y se van fortaleciendo.

De esta forma se logra que el dolor de cuello se alivie y hasta desaparezca de manera natural y sin la necesidad de estar tomando medicamentos dañinos a largo plazo para nuestra salud. Si presentas este problema con tu cuello, practica esta serie de ejercicios y vas a notar la mejoría en muy poco tiempo.

Qué puedes hacer para acabar con el dolor

  1. Para fortalecer el trapecio:
  • Encoge los hombros tratando de tocar tus orejas con ellos, mantén la postura unos segundos y luego relájalos. Repite varias veces y cada media hora mientras trabajas en una postura que requiera del uso del trapecio (utilizar un ordenador, leer sobre un escritorio, tocar el piano, trabajos de peluquería, etc.)
  • Empuja tus hombros hacia atrás, tratando de unir tus dos escápulas, sólo por un segundo y vuelve a tu posición normal, repite varias veces. Trata de hacerlo manteniendo los codos ligeramente elevados, o variando la altura de los mismos y demás variaciones, como rotar los hombros hacia atrás (imitando una acción de remo)
  • Realiza ejercicios con pesas para fortalecer todo el conjunto de cuello, hombros y espalda.
    1. Para ejercitar los músculos de ambos lados del cuello, realiza los siguientes isométricos: coloca tu mano a un lado de tu cabeza y trata de empujarla, mientras te resistes a ello repite por el otro lado, por el frente y por detrás, siempre empujando con la mano y siempre resistiendo con el uso del cuello.
    2. Haz estiramientos de cuello. Mueve la cabeza de lado a lado como si trataras de ver que hay a tu lado. Luego inclina tu cabeza tratando de tocar tu hombro con tu oreja.
    3. Empuja la barbilla hacia atrás y luego un poco hacia abajo, esto relaja los músculos de los lados del cuello, situados más o menos bajo las orejas.
    4. Práctica ejercicios que requieran de movimientos de brazos y hombros.

Comparte:

Deja tu opinión y comparte!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: